Alimentando su Perro Adulto

Principal ] Lo Nuevo 2012 ] Anécdotas ] Artículos ] Buscador MascotAmigas ] Concurso Fotos ] Cuentos ] Chistes ] Directorio de Colaboradores ] Galería Mascotamigas ] Galería de Ganadores ] Mascotas de Película ] S.O.S Emergencias ] Tips ] Contáctenos ]

 

Mapa del Sitio

Contáctenos

 

                            

Específico

Principal

 

 

General

Conociendo tu Veterinario
Seleccionando  tu Mascota
Cuidados y Alimentacion
Cuidados de Limpieza
Entrenamiento
Alimentando su Perro Adulto
La Peluquería de su Mascota
Cuidados Dentales
Enfermedades y Vacunas
Infecciones Parasitarias

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Los perros difieren unos de otros de sus necesidades nutricionales, y las cantidades deben ser ajustadas a sus necesidades individuales . . .


6.- Alimentando su perro adulto.

La adquisición de alimentos para perros ha simplificado su plan de alimentación. Los alimentos "concentrados" están bien balanceados para una nutrición adecuada. Alimentar con "sobras de la mesa" e inclusive complementar "alimentos concentrados" con "sobras de la mesa" es un error, ya que puede causar un desbalance en la dieta total.

Existen en el mercado diferentes compuestos de vitaminas y minerales, pero quizás no sean necesarios si se provee al perro de alimentos comerciales balanceados en suficiente cantidad. No suplemente la dieta de su perro, a menos que sea recomendado por el veterinario.

Los alimentos concentrados son por lo general de tres (3) tipos a saber: secos, semi-húmedos y enlatados. Los alimentos secos usualmente contienen 21 a 23% de proteína, 8% de grasas, 35% de carbohidratos y 10% de agua. Ellos proveen de 2.700 a 3.500 calorías por Kg. De alimento seco.

Se recomienda que el alimento seco, debe darse a una rata de 1/2 a 1 onza por Kg. De peso diariamente, es decir, si su perro pesa 10Kg. Debe administrarse de 5 a 10 onzas de alimento seco diariamente (12,5 onzas = 354 grs. - 1 onza = 31,1 grs.). Asegúrese de proveer siempre agua potable.

Los alimentos semi-húmedos contienen 20% de proteínas, 7% de grasa, 35% de carbohidratos y 35% de agua. Aproximadamente se provee 2.500 calorías por Kg. De alimento. Se recomienda que alimentos semi-húmedos deben ser administrados a una rata de 1 onza por Kg. de peso diariamente.

Los alimentos enlatados contienen de 10 a 12% de proteínas, 6% de grasa, 3 a 5% de carbohidratos y hasta 78% de agua. Los mejores alimentos enlatados proveen aproximadamente 1.500 calorías por Kg. de alimento. Una onza de alimento enlatado por Kg. de peso, por día es adecuado. Algunos alimentos enlatados no proveen una dieta completa, y sólo tienen la intención de ser suplementos.

Se debe enfatizar que las cantidades recomendadas anteriormente, no son absolutas, la intención es ser sólo una guía. Los perros difieren considerablemente en sus requerimientos nutricionales, y las cantidades deben ser ajustadas a las necesidades individuales de cada perro. En general, usted debe alimentar a su perro sólo con la cantidad que él pueda comer en los primeros 5 a 8 minutos.

Evite la sobrealimentación. Adhiérase estrictamente a las normas de no dar alimento entre comidas.

Si su perro recibe una adecuada alimentación a sus horas acostumbradas, no necesitará alimentación extra, ni entre comidas, ni restos de la mesa. Si se cumplen estas reglas, jamás tendremos un perro "pedigueño".

El tiempo de alimentación puede ser ajustado a un horario. Algunos dueños prefieren alimentar a su mascota por la mañana, mientras otros encuentran conveniente alimnetarlos por la tarde. Recuerde que un perro adulto, requiere de sólo una comida diaria y debe darse siempre a la misma hora. Se recomienda ampliamente la alimentación por la tarde, a la caída del sol.

Algunos "NO" por el bien de su mascota, en relación con la alimentación incluyen:

No dar huesos, particularmente los huesos pequeños y los de pollo. Pueden ser peligrosos y perforar el tracto digestivo o pudieran provocar compactación en los intestinos. No se deben considerar como ayuda en la limpieza dental; algunos dueños creen que el masticar huesos ayudará a prevenir el sarro dentario, cuando el consumo de huesos comerciales, hechos de cuero crudo tienen el mismo propósito, y sin ningún riesgo para el perro.

No alimente con vegetales voluminosos. La adición de vegetales a la dieta del perro es innecesaria y quizás destruya el balance de la dieta. Esta consideración es aceptada medianamente, ya que algunos creen necesario suplir la dieta con vegetales sencillos por aquello de proveer la dieta de fibra.

No dar albúmina (parte blanca) de huevo cruda, ya que esto contiene una enzima que destruye la biotina que es una vitamina esencial.

No dé leche a perros adultos, puede causar diarreas.

La Peluquería de su mascota

© 2000 Derechos Reservados - Dr. Ricardo Alvarez